Nuestra Cooperativa no se detiene y continúa realizando obras que los vecinos necesitan, por ello es que trabajamos en todos los puntos de la región.

En Diagonal Pellegrini se continúa la megaobra que prevé la remodelación completa del tendido eléctrico de Media y Baja Tensión, el cambio de soporte y que incluye la colocación de luminarias led, lo que mejorará notablemente la visibilidad y la seguridad en la zona. “La idea es que sea segura para el transeúnte y los conductores. Si bien no somos especialistas en iluminación porque el alumbrado público lo realiza el Municipio, siempre se tiene en cuenta que no genere claroscuro y más en esa zona donde suelen haber perros y arboledas” explicó el Jefe del Área Técnica ing. Mauricio Iboldi.

Otras obras se están realizando en calle F, entre Ruta 143 y calle Alem, allí se construye una línea de Media Tensión protegida que permitirá una alimentación alternativa para esa zona que actualmente es alimentada por calle G y Alem. De esta forma se cierra un anillo de alimentación y se incorporarán subestaciones, liberando de carga al transformador del barrio Agrario, y se colocarán nuevas luminarias.

Esto redunda en un beneficio directo para el vecino que verá una mejora en el servicio eléctrico.

Otra obra, de similares características se está realizando en calle 10, entre M y O, allí se está cambiando una línea de muchos años por un cable protegido, en total son unos 2000 metros con transformadores nuevos que representa una inversión de un millón y medio de pesos que beneficiará a los vecinos de La Marzolina.

“Normalmente en Noviembre ya tenemos una idea del plan de obras del próximo año, este año hemos tenido inconvenientes con la entrega de los insumos, por eso queremos adelantarnos a eso y ya tener en julio o agosto el plan de obra 2020” manifestó el ing. Mauricio Iboldi.

Cecsagal es punta de lanza en innovación, por eso continuamos instalando en el departamento medidores inteligentes que permiten tomar mediciones y realizar otras maniobras desde nuestra Cooperativa, “Los medidores ofrecen la posibilidad de tener muchos datos, no solamente de energía sino también otros parámetros eléctricos como tensión, la corriente que se consume, si han habido cortes o no, y la ventaja para nuestro sector es que se pueden tomar estados vía remota” explicó Iboldi.

Actualmente hay unos 130 medidores en el barrio Policial y unos 70 en el barrio Prensa II, también se están colocando este tipo de medidores en los transformadores más importantes de la región lo que nos permite controlarlos y adelantarnos a cualquier inconveniente que pueda surgir. Para el futuro mediato se tiene prevista la instalación de 300 medidores más, la idea es colocarlos en barrio Irrigación, Jardín y Faustino Andrés.

Categorías: Noticias